martes, marzo 10, 2015

Pensando...

El pasado sábado, tuvimos un tema muy bonito en la revista de estudio Atalaya, la cual analizamos todas las semanas, el tema era Demos gracias a Jehova y puedo decir que me toco muy adentro de mi ser.

A diario atravesamos circunstancias y experiencias difíciles y solo podemos sentarnos a lamentarnos y a llorar en nuestra angustia, pero no somos capaces de ver mas allá de los obstáculos cotidianos y es mas fácil actuar como victimas de nuestra propia vida, y lo cierto que actuar así no nos consuela en nada.

Este articulo trato varias experiencias de personas con diferentes tipos de problemas, una fue la de Kyung-sook, relata que le diagnosticaron cáncer, y fue muy duro para ella, pero en vez de lamentarse, subía todas las noche y darle las gracias a Jehová por 5 cosas buenas o bendiciones que le habían ocurrido en el día, y pensé para mi, wao!, pero la mejor parte fue cuando ella dijo, -Tenemos mas bendiciones que problemas- y lo cierto es que ella tenia razón, podemos estar enfermos, pero aun tenemos vida para luchar contra esa enfermedad, tenemos amigos, familiares, para ayudarnos, podemos estar sin trabajo, pero alguien cercano nos dará alimento o simplemente un hombro en el cual desahogarnos, podemos estar lejos de nuestros seres queridos, pero habrá alguien que nos abrirá las puertas de su hogar y nos hará sentir como  de su familia, y si continuo buscando problemas, encontrare mas de 5 bendiciones por las cuales agradecer a Jehová.

Los problemas nunca nos dejaran, pero las bendiciones si, o sea si nos enfocamos en los problemas no veremos las bendiciones que vienen con ellos, y es porque los seres humanos somos mas propensos a ver las cosas negativas  antes que las positivas., siempre recuerdo las palabras de mi madre, cuando en mi casa no había para comer, nunca vi a mi madre angustiada, ella siempre decía  -Jehová proveerá-, y lo cierto es que en ese momento alguien proveía y creo que por eso nunca me he sentido angustiada o temerosa acerca de mi situación económica, porque he sido testigo de que   Jehová    siempre me ha proveído, y nunca me he angustiado demasiado.

Si el día amanece nublado, imagino que mas arriba esta el sol brillando, sino disfruto del silencio del día, aunque antes no pensaba así, antes sufría por na y menos, pero el tiempo, los anos, la vida y levantar cabeza han sido mis aliados para lo que podía ver como ratos malos aprendí a verlos como experiencias vividas.

Cada día que he pasado en este mundo ha sido vivido, las cosas malas las he vivido, y he experimentado el pago por los errores cometidos prometiéndome a mi misma no cometerlos nuevamente. 

No ha sido fácil, eso me ha conllevado a dejar fuera de mi vida a personas que formaron parte de ella, y aunque muchas veces las recuerde y me pregunte a mi misma como están, que hacen, me siento agradecida por cada experiencia que me permitieron vivir a su lado. Madurar implica eso, dejar atrás lo que ya no puede formar parte de tu presente, y estos no solo son esas personas, también pensamientos negativos que no dejaron que tu como dueño de tu vida la vivieras a plenitud, y parte de esa decisión te hace sentir culpable porque piensas que le debes algo a tu pasado.

Pero al pensar en 5 cosas por las cuales darles gracias a  Jehová  en este dia, me llega la imagen de mi esposo, ese ser que ha sido culpable del mayor cambio de mi vida, de mi estabilidad, mi confianza, mi tranquilidad y mi seguridad, pensar en eso me da muchas mas razones por las cuales estar eternamente agradecida a  Jehová

0 comentarios: